Skip to main content

Comunidad católica de Phoenix celebra al nuevo obispo John P. Dolan


La Diócesis de Phoenix celebró una misa de instalación en Avondale para el nuevo obispo John Dolan de San Diego. Dolan reemplaza al obispo saliente Thomas Olmsted.

Read in English

La Diócesis Católica Romana de Phoenix dio la bienvenida a su quinto obispo durante una misa ceremonial realizada el martes en la Iglesia Católica Santo Tomás de Aquino, en Avondale.

El obispo John P. Dolan, anteriormente en la diócesis de San Diego, reemplaza al obispo saliente Thomas J. Olmsted después de 18 años de servicio. Olmsted cumplió recientemente 75 años, la edad a la que los obispos deben jubilarse. Dolan, de 60 años, fue designado por el Papa Francisco en junio y se hace cargo de aproximadamente 1,1 millones de fieles católicos en Phoenix.

Una transmisión en vivo del servicio mostró la asistencia de docenas de diáconos y sacerdotes vestidos de blanco. Entre la multitud de feligreses se encontraban el gobernador Doug Ducey, el presidente de la Cámara Rusty Bowers y el representante estatal Christian Solorio. Los fieles se unieron a la ceremonia en persona y por Internet. Valerie Ramirez McGirr vio la transmisión en vivo por la red social Facebook.

"¡Lo estoy viendo desde el trabajo!" escribió ella en Facebook. “¡Orando por nuestro nuevo obispo!”

Un coro y una orquesta llenaron el aire con himnos latinos. Cuando los últimos de la procesión tomaron sus asientos y el edificio se quedó en silencio, de repente sonaron las trompetas, anunciando la llegada del nuevo obispo.

Dolan caminó por el pasillo hacia el altar, ataviado con una túnica blanca con detalles dorados, una mitra blanca alta, un símbolo del sumo sacerdocio, y su bastón pastoral, que adornó con Cholla seco en un guiño hacia Phoenix. Estaba flanqueado por otros sumos sacerdotes, entre ellos Olmsted.

“Nos regocijamos hoy porque un nuevo obispo significa que el trabajo y la vida de la iglesia continuarán”, señaló Olmstead, durante su discurso de bienvenida.

El arzobispo de Santa Fe, John C. Wester, aseguró que Dolan estaba bien preparado para su nuevo rol en la supervisión de la Diócesis de Phoenix y en el apoyo a todos, independientemente de su posición en la iglesia.

“Él tiene un gran amor por el pueblo de Dios, llegando a todos con el cuidado de un pastor. Es un buen oyente que está abierto al movimiento del espíritu santo en los sacerdotes y los diáconos, los religiosos y los laicos”, explicó.

Monseñor Luca Caveada leyó la carta apostólica que nombró oficialmente a Dolan para el cargo. Los funcionarios religiosos sostuvieron la carta para que la inspeccionaran y luego se mostró al público desde cada lado del escenario.

En la carta, el arzobispo Christoph Pierre, nuncio apostólico en los Estados Unidos, bromeó diciendo que la transición de una diócesis frente a la playa a una en el desierto seguramente será un desafío, lo que generó una oleada de risas en la audiencia. Pierre aconsejó a Dolan que se alentara con Jesús, quien realizó milagros tanto en el agua como en el desierto.

Cuando Caveada preguntó si Dolan aceptaba el nombramiento, él aceptó y dijo que trabajaría para cumplir con sus responsabilidades religiosas.

“Con fe en nuestro Señor Jesucristo y con el amor de Dios en mi corazón, acepto el cuidado pastoral del pueblo de Dios en la diócesis de Phoenix y resuelvo servir fielmente las necesidades espirituales de esta iglesia local”. destacó Dolan, entre aplausos.

Para su primer sermón como obispo, Dolan profundizó en los acontecimientos actuales para exhortar a las personas a ser amorosas entre sí. El odio ha llevado a tragedias y conflictos a lo largo de la historia y sigue siendo un problema en la actualidad, mencionó Dolan.

“Solo miren la guerra en Ucrania. O la división política de nuestra nación. O nuestros tiroteos masivos. O la forma en que todavía tratamos a las personas de otras culturas, color, credo u orientación”, explicó.

Dolan pidió a las personas que sean buenas y amorosas entre sí y que recuerden que las diferencias con otros conduce a la división y al odio. Todos, dijo, debemos “ser buenos, amar y ser bendecidos”.

Comuníquese con la reportera de justicia penal Gloria Rebecca Gomez en el correo electrónico grgomez@gannett.com o en Twitter @glorihuh.

Traducción Alfredo García