Skip to main content

Un muerto y varios heridos en ataques en Tucson, Arizona


TUCSON, Arizona — Cinco personas fueron baleadas, incluida una que murió, y dos o tres niños estaban desaparecidos tras una serie de ataques el sábado por la tarde en Arizona, según la policía de Tucson. Un agente disparó al sospechoso, que sufrió heridas graves.

Un hombre de 35 años estaba acusado de disparar al personal de una ambulancia en torno a las 15:45 del domingo, según dijo a la prensa el jefe de policía de Tucson, Chris Magnus. El conductor de la ambulancia, un hombre de 20 años, recibió un disparo en la cabeza, y una paramédica en el asiento del pasajero, una mujer de 21 años, fue baleada en el pecho y el brazo. El hombre estaba en estado crítico y la mujer estaba estable.

El sospechoso estaba acusado de manejar después hasta la escena de un incendio en una casa cercana y disparar a los bomberos y vecinos que trataban de sofocar las llamas, según el jefe de policía. Un vecino murió de un disparo a la cabeza. Un bombero recibió un disparo en el brazo y otra bala rozó la cabeza de otro vecino.

Dentro de la casa incendiada se encontró un cuerpo “muy quemado” y “dos o tres” niños que vivían allí estaban desaparecidos, dijo Magnus. Las autoridades intentaban localizar a los menores.

Un policía que acudió al lugar encontró al sospechoso a unas pocas cuadras de distancia, indicó el jefe de policía. El sospechoso embistió su camioneta contra el vehículo del policía y abrió fuego. El agente devolvió los disparos y baleó al sospechoso, que quedó herido grave. El policía no resultó herido.

“Este es un incidente muy trágico, espantoso, con muchos interrogantes”, dijo Magnus.